Según el Washington Post, el Papa Francisco I “está hecho para la era de Twitter”


"¡Felicitaciones @Pontifex, ahora eres una tendencia!" (cc) flickr Catholic Church (England & Wales)

Las citas del papa Francisco I están hechas para la era de Twitter”, asegura una columna escrita en el blog especializado en religión, On Faith, parte de la red de contenidos del Washington Post.

Según destaca la autora del blog, Elizabeth Tenety, “su lenguaje simple y directo” da como resultado frases efectistas y de llegada inmediata a sus seguidores y fieles en todo el mundo, en una era en la que internet está en cada rincón del planeta.

Francisco I “cruzó una frontera digital”, asgura la autora, con frases contundentes como “La Eternidad no será aburrida”, “no se puede anunciar a Jesús con cara de funeral”, o “no somos cristianos part-time”, adaptando el discurso de la difusión de la fe católica a un formato más apto para los tiempos y vértigo con los que fluye la información.

A diferencia del estilo “ricamente teológico” de su antecesor Benedicto XVI, el nuevo Papa aplica este estilo descontracturado y simple no sólo para hablarle a los fieles sino también para su estilo de vida y sus actividades.

Esta dínámica, explica Tenety, se ha convertido en la delicia de los fieles, aunque también ha generado algunas caras serias en el mundo religioso. Los motivos son varios, pero principalmente la crítica gira en torno a las malinterpretaciones que este discurso sesgado y efectivista podrían provocar en lo que realmente se intenta transmitir.

“Mientras el mercado online de las ideas le da a la Iglesia Católica un nuevo púlpito desde el cual predicar, la cuestión de cómo enseñar la fe a las masas sin diluir el mensaje es vieja como la propia religión”, explica Tenety y se pregunta “¿pero qué pasa cuando la complejidad religiosa es vehiculizada con ocurrencias online?”.

El caso del comentario hecho por Francisco I sobre los ateos el pasado 22 de mayo, es citado por la autora como un ejemplo de esto que teoriza. Según el sitio de noticias del Vaticano, que publica parcialmente la homilía del Papa, difundió un mensaje que decía que “Jesús también redimió a los ateos”.

El Vaticano agregó luego a su mensaje una frase del Papa, para darle un contexto aún mayor, marcada también por su estilo de juego de palabras: “El Señor nos ha redimido a todos: a todos, no sólo a los católicos. ‘Padre, ¿y los ateos?’ Incluso los ateos, ¡todos! ‘Pero Padre, no creemos’. Hagan el bien y en eso nos encontraremos”.

En estos tiempos de celeridad de palabras, quizás el enfoque de una personalidad de máxima influencia en el ámbito religioso (en este caso), como el Papa, pueda significar una placentera bocanada de aire fresco para la comunidad cristiana, algo que no la exceptuaría de polémica en una sociedad actual en la que es un lugar común los múltiples puntos de vista de una misma opinión.

Link: Pope Francis on-lines made for Twitter age (On Faith – Washington Post)