Cuba abre centros de Internet gracias a Venezuela


(cc) eszter / Flickr

Cuba abrió más de 100 puntos de acceso a Internet, en un signo de apertura que está teniendo el gobierno hacia la información que viene de otros lugares del mundo. Sin embargo, usar internet durante una hora en uno de estos centros cuesta un quinto del salario mensual promedio, lo que no los hace realmente accesibles.

La tarifa es de USD$4,50 la hora, y si se considera que en promedio un cubano gana USD$20 al mes (hay que considerar servicios y bienes subsidiados), se vuelve casi prohibitivo. Por otro lado, entrar a la Intranet cubana costará USD$0,60 la hora, mientras que revisar un correo internacional costará USD$1,50 la hora.

Según cifras gubernamentales, solo 2,9% de los habitantes de Cuba afirmaban haber accedido a Internet, aunque existe un mercado negro para entrar a la red que podría aumentar la cifra oficial.

De todos modos, es un avance y en Cuba algunos lo comparan con el momento en que se introdujeron los celulares en la Habana en 2008, cuando costaba USD$100 abrir una línea. Hoy cuesta USD$15 y 1,3 millones de personas han accedido a móviles, según estadísticas de 2011.

Hasta que no baje, con este precio probablemente se usará Internet sólo para cosas importantes, y no para ver YouTube o jugar MMORPGs.

La apertura de estos centros se hizo posible gracias al cable de fibra óptica que fue enviado desde Venezuela a la isla en enero.

Cuba seguirá bloqueando algunos sitios web que considere cuestionables, que contengan material pornográfico o político sensible. Las conexiones a Internet en el hogar son muy escasas en Cuba y se pueden encontrar conexiones más que nada para los turistas en los hoteles.