Las ventas de Blackberry se desploman en España


Sólo el 0,1% de las ventas de smartphones en España durante el segundo trimestre del año 2013 fueron de terminales Blackberry, cifra por debajo de Windows Phone e incluso de Symbian y muy lejos del 7% que registraba en 2012, lo que marca una preocupante tendencia ante los augurios de venta de la compañía canadiense.

Sabio es el refrán que dice “a perro flaco todo son pulgas”. Esta castiza expresión define a la perfección el preocupante estado actual de las ventas de Blackberry a lo largo y ancho de Europa y de otros mercados clave. Los últimos datos de Kantar WorldPanel Tech, así como otros indicadores, así parecen señalarlo y marcan un muy preocupante sendero hacia el abismo para la empresa canadiense.

Es su último informe de mercado, esta firma dio los datos de las ventas de smartphones del segundo trimestre de 2013 en Europa y otros mercados divididas por países, y entre ellos, España. Estas cifras reflejan como la empresa canadiense, pese a su fuerte apuesta por el Blackberry Z10 y el Q10, sufrió un desplome generalizado de las ventas, y especialmente significativo en nuestro país.


De todos los smartphones vendidos en el segundo trimestre sólo el 0,1% fueron algún modelo de Blackberry, cifra que contrasta con el 7% que obtuvo el año pasado. Y si consultamos los datos del primer trimestre del año, publicados por ADSLZone en su momento, la tendencia es aún más preocupante ya que de enero a marzo, Blackberry sólo obtuvo el 0,7% de las ventas de smartphones en nuestro país. Si bien no es la cifra total del mercado español en manos de Blackberry, remarca una tendencia muy preocupante de cara a los resultados finales para los que acumula pérdidas de 61 millones de euros solo en los últimos tres meses.

Y por si fuera poco, ya está siendo superado por otros OS como Windows Phone, con un 1,9% (mejorando el 1,7% del mismo periodo en 2012) o incluso Symbian, que sin lanzamientos del mismo calado que el Z10, obtiene un 0,9%. Del otro lado de la tabla está Android, con un 92,5% de las ventas, refrendando su absoluto poderío en nuestro país, seguido de iOS con un 4,2%, lo que supone una mejora el dato del tercer trimestre de 2012 (3,5%).

Desastre total de ventas en todo el mundo

Si miramos fuera de nuestras fronteras, el panorama no es mejor e incluso es más preocupante para la empresa canadiense. En Francia ha pasado de tener el 8,3% de las ventas en 2013, a caer hasta el 2,9% en 2103, y similar es el caso de Italia, donde baja del 6% al 2,7% o EE.UU. que pierde un 3,9% quedándose en el 0,7% del las ventas. Sin embargo, donde su caída es mayor es en zonas como Gran Bretaña, que de ocupar el 12,5% de las ventas del segundo trimestre de 2013 ahora sólo registra un 5,3%, un 7,3% menos, o México, donde pasa del 32,3% al 11,3%, un 21% menos.

En datos generales, Android acaparó el 70,4% de las ventas en este periodo, como indica Kantar muy influenciado por los terminales de Samsung, destacándose del 17,8% que tiene iOS y consolidando a Windows Phone en el tercer peldaño con un 6,8% de las ventas.
Un futuro nada prometedor

Aún sin cifras consolidadas para saber cómo se reparte realmente el mercado total en 2013 en España, comScore en su informe “Spain Digital. Future In Focus. 2013″, señalaba que Blackberry en 2012 había visto como mes a mes bajaban sus ventas y de tener un 9,7% del mercado español acabó el año con un 6,9%. A la vista de los datos de Kantar WordlPanel, esta caída libre no se ha detenido en 2013.


Sólo Android, que en diciembre de 2012 ya ocupaba casi el 60% del mercado en España, aumentó su presencia en un 86% durante el pasado año. Todos los demás, iOS, Symbian y Windows Mobile, vieron cómo el sistema operativo de Google les quitaba más o menos terreno.

La venta de Blackberry, aunque no quiere decir que sea el final de la marca, parece inevitable. Es fácil que nos venga a la mente sus similitudes con el caso de Motorola y su adquisición por parte de Google. Pero es muy difícil que esto se repita algo parecido en el caso de la canadiense dado que pocos compradores de la capacidad del buscador de internet quedan para llevarla a cabo y reflotar la enseña.